Alpino

Estás aquí

Las espectaculares extensiones de terrenos alpinos con imponentes picos montañosos y elevados volcanes son características fundamentales de los impresionantes paisajes de Nueva Zelanda.

No podés evitar las montañas en Nueva Zelanda. En la Isla Sur, los Alpes del Sur delinean la montaña y llenan el horizonte, mientras que, en la meseta central de la Isla Norte, un trío de volcanes, incluido el volcán activo Ruapehu, se yergue contrastando el paisaje. Si te atraen las montañas, este es tu lugar. Durante el invierno, tenemos la emoción del esquí y el snowboard; abrite paso con tus esquís por cualquiera de los tantos centros de esquí inmaculados en áreas remotas. Para los montañistas, el Parque nacional Mount Cook/Aoraki tiene una de las cumbres más altas de Nueva Zelanda y, también, experimentados guías listos para llevarte a la cima. La caza es un pasatiempo popular en el país, así que abundan las alternativas para ir en busca de los veloces tares del Himalaya y rebecos por las montañas, o de venados por los cientos de hectáreas de bosque virgen.

Y también tenemos los senderos. Tres de los senderos Great Walks de Nueva Zelanda, Routeburn, Milford y Kepler, se encuentran en el magnífico Parque nacional Fiordland. Recorrelos solo o unite a uno de los tantos tours guiados. Pero tené cuidado con el clima; puede ser algo impredecible, así que preparate para cambios repentinos.

Buscar y reservar vuelos