La zona costera de Coromandel está llena de monumentos naturales espectaculares. El interior montañoso y boscoso está salpicado con caminos, lo que quiere decir que siempre vas a encontrar el adecuado para vos.

Para los amantes de las playas de arenas blancas y las ensenadas secretas, Coromandel es el paraíso. Dirigite a la ensenada Cathedral Cove, donde un arco natural divide dos bahías pequeñas y perfectas. Cavá un pozo en la playa vecina Hot Water Beach con tus propias manos y bañate en aguas minerales calientes que burbujean con el calor que proviene desde el interior de la tierra. Ahora, si preferís la acción del surf, dirigite a Pauanui o Whangamata, dos ciudades famosas por sus playas de oleaje constante,

una hermosura impresionante y abundantes senderos para recorrer caminando. El más popular es la ruta The Pinnacles, una caminata de dos días que lleva a los excursionistas hasta uno de los picos más altos del Parque forestal Coromandel, desde donde pueden disfrutar de vistas espectaculares. El camino Coromandel Coastal Walkway es una caminata de un día que serpentea a lo largo de la costa y pasa por tierras de cultivo, de arbustos bajos y la línea costera; al adentrarse en el valle Wentworth, presenta una cascada hermosa y minas de oro abandonadas. 

Buscar y reservar vuelos