Parques nacionales: Egmont

Estás aquí

El Parque nacional Egmont comprende el enorme volcán Taranaki y ofrece exuberantes cascadas, selvas y musgosos pantanos.

El monte Taranaki es el volcán con la forma más perfecta de Nueva Zelanda. Tiene aproximadamente 120.000 años y su última erupción fue en 1775, los vulcanólogos afirman que la montaña está inactiva, pero no extinta. A menudo se lo describe como la montaña más escalada de Nueva Zelanda, ya que el monte Taranaki ofrece desafíos de cumbres accesibles para aquellos que no son montañistas.

En altitudes inferiores, caminarás entre altos rimu y kamahi; más arriba del volcán, bajo la nieve se encuentran arbustos subalpinos y prados de hierba. En las laderas de la montaña hay exuberantes bosques, gracias a las altas precipitaciones y el suave clima costero de la zona.

La red de senderos de este parque nacional es amplia, y van desde un paseo de 15 minutos por el sendero Kamahi Track hasta tres días por el circuito Pouakai Circuit. Hay un auténtico laberinto de senderos alrededor de las cataratas Dawson, entre ellos el sendero a Wilkies Pools, una serie de piscinas en la roca erosionada que se conectan con suaves cascadas.

Taranaki se relaciona a través de las leyendas con las montañas del centro de la Isla Norte. Según cuenta la historia, Taranaki vivía con los otros volcanes de la meseta central: Tongariro, Ruapehu y Ngauruhoe. Cuando coqueteó con una bonita colina llamada Pihanga, Tongariro estalló en celos. Taranaki huyó hacia el oeste, excavando el río Whanganui en su camino. Hoy todavía se venera a Taranaki y su cumbre es sagrada para el pueblo maorí de la zona.

Hay tres puntos de entrada al parque: Manaia Road, Egmont Road y Pembroke Road.

Puntos destacados

El cono cubierto de nieve del monte Taranaki atrae a visitantes que aprecian los fenómenos geológicos. Aparte de un pequeño montículo, un respiradero secundario llamado Fantham's Peak, el cono de la montaña es hermosamente simétrico. Los excursionistas experimentados pueden escalar hasta la cumbre en cualquier temporada, aunque en invierno es más difícil y es mejor realizarlo con un guía.

A quienes les interesa la Botánica, el Parque nacional Egmont permite observar el avance de las especies de plantas desde el pie hasta la cumbre. El bosque en las tierras bajas está salpicado de rimu y rata, que gradualmente dan lugar a kamahi, totara y kaikawaka. El "bosque de los duendes", en las laderas intermedias de la montaña, toma su nombre de la forma torcida de los árboles y las gruesas franjas de musgo. Sobre el bosque encontrarás arbustos subalpinos y hierbas alpinas. Una amplia red de senderos da acceso a la belleza única del parque.

Alojamiento

Dentro del parque hay ocho cabañas para excursionistas del Departamento de Conservación, conectadas por el excelente sistema de senderos. El DOC también ofrece dos alojamientos para excursionistas: Konini Lodge en las cataratas Dawson y el histórico Camphouse en North Egmont. Otros dos refugios privados también ofrecen alojamiento dentro del parque: Dawson Falls Mountain Lodge y Mountain House Motor Lodge.

Los pueblos de Stratford, Opunake y Hawera ofrecen opciones de alojamiento económico en moteles y hoteles. Las alternativas más lujosas se pueden encontrar en la ciudad de New Plymouth.

Actividades clave

Paseos cortos y largos

El Parque nacional Egmont tiene 13 entradas, lo que lo convierte en una de las zonas silvestres más accesibles de Nueva Zelanda. El circuito Around the Mountain Circuit toma 3 a 5 días. El circuito de dos días Pouakai Circuit, que comienza y termina en North Egmont, cruza el pantano Ahukawakawa y los restos del antiguo volcán Pouakai. Encontrarás una variedad de paseos cortos cerca de las cataratas Dawson y East Egmont. No te pierdas el paseo Kamahi por el bosque de los duendes en East Egmont.

Escalada a la cumbre

La principal ruta para llegar a la cumbre comienza en North Egmont y toma alrededor de 6 a 8 horas ida y vuelta. Durante el invierno, solo pueden subir a la cumbre escaladores experimentados en hielo y nieve. Los escaladores deben conocer bien las condiciones específicas de nieve y hielo de la montaña, tener un gran nivel de experiencia, contar con el equipo adecuado y saber utilizarlo. La primera ascensión al monte Taranaki se atribuye a Tahurangi, quien hizo un fuego en la cumbre para demostrar que había tomado posesión de la montaña para las tribus taranaki.

Esquí

El campo de esquí en las laderas orientales del monte Taranaki es administrado por el Stratford Mountain Club, pero los visitantes son siempre bienvenidos. La temporada va de junio a octubre.

Consejos clave

  • Tres carreteras asfaltadas suben las laderas boscosas del monte Taranaki y conducen a North Egmont, East Egmont y las cataratas Dawson.
  • Las temperaturas en el parque puede bajar con gran rapidez y la nieve blanda se convierte en hielo en cuestión de minutos.
  • Al intentar subir a la cumbre, prepárate para todo tipo de eventualidades climáticas.
  • Los escaladores no necesitan experiencia en alpinismo, pero deben ser excursionistas experimentados.
  • Aunque el parque tiene un alto nivel de precipitaciones, también recibe 2110 horas de sol al año.
Buscar y reservar vuelos