Desde lagos celestes hasta piletas turquesas, tenés que ver estas deslumbrantes atracciones azules para poder creerlo.

Islas Poor Knights

Debajo de las olas en las islas Poor Knights encontrarás peces subtropicales que no se pueden ver en ninguna otra parte de Nueva Zelanda. El buceo y el esnórquel son las mejores maneras de disfrutar este mundo submarino, ubicado a 30 kilómetros de Whangarei en las regiones de Northland y Bay of Islands.

Cataratas Huka

Las cataratas Huka son una de las atracciones naturales más populares de Nueva Zelanda, y están ubicadas a solo 10 minutos del lago Taupo. Observá como el imponente río Waikato, que mide unos 100 metros de ancho, pasa por un angosto cañón y desciende por una caída de 20 metros. Podés ver las estruendosas cataratas de cerca haciendo un paseo en lancha jet boat o maravillarte desde una distancia segura en una de las muchas plataformas de observación.

Glaciar Franz Josef

Podés hacer una caminata guiada por el hielo, o un paseo que te lleva en helicóptero a hacer la caminata, para acercarte bien a esta zona de patrimonio mundial que fue explorada por primera vez en 1865. Hay una variedad de atracciones naturales muy cerca del pueblo del glaciar Franz Josef. Dejate llevar y disfrutá de los bosques pluviales, cascadas y lagos.

Lago Pukaki

El lago Pukaki, una reluciente alhaja azul frente al telón de fondo creado por el monte Aoraki/ Cook, obtiene sus distintivos tonos azules profundo de los minerales finamente molidos transportados en las aguas alimentadas por glaciares. Descubrí los senderos de caminata cercanos, hacé un vuelo panorámico, o andá de noche para una espectacular experiencia de observación de estrellas.

Blue Pools

Hacé una caminata corta y fácil a través de hayas adultas y cruzá un puente colgante para descubrir las impresionantes piletas Blue Pools. Las piletas glaciales profundas y transparentes del río Makarora se encuentran en el parque nacional Mount Aspiring

Cuevas de gusanos luminosos

Un antiguo mundo subterráneo en el corazón del centro de la Isla Norte, el sistema de cuevas de Waitomo es una serie de fascinantes e imponentes maravillas naturales. Podés hacer un paseo en bote para observar las maravillas luminosas de cerca, o podés hacer que tu adrenalina fluya con una exploración de cuevas y descenso de rápidos.

Lago Tekapo

El color turquesa opaco del lago Tekapo puede ser atribuido al fino polvo de roca (molido por los glaciares) que se encuentra suspendido en el agua. En la orilla podés visitar la Iglesia del Buen Pastor, o podés venir de noche entre abril y septiembre para ver la deslumbrante aurora austral.

Cielos nocturnos estrellados

Cielos oscuros y despejados y paisajes únicos hacen que Nueva Zelanda sea el mejor lugar para la observación de estrellas. Ya sea que estés viajando por la Isla Norte o la Isla Sur, hay muchos lugares para ver las mágicas constelaciones y estrellas fugaces.

Manantial Blue Spring

Da un paseo y admirá las aguas puras del manantial Blue Spring en la región de Waikato-Hamilton, tan limpias que suministran alrededor del 70 por ciento del agua embotellada de Nueva Zelanda. El sendero Te Waihou Walkway serpentea por humedales, atraviesa ondulantes pastos y pasa por pequeñas cascadas hacia las aguas turquesas del manantial, una de las fuentes de agua más puras del mundo.

Manantiales Te Waikoropupu

Dejate asombrar por algunas de las aguas más cristalinas del mundo en los manantiales Te Waikoropupū en Takaka, los manantiales de agua dulce más grandes del hemisferio sur. También son conocidos como manantiales Pupu Springs, y los maoríes de la zona los consideran un taonga (tesoro) y wāhi tapu, un lugar que ocupa un lugar cultural y espiritual muy alto.

#NZMustDo

Mirá más de las 'maravillas azules' de Nueva Zelanda en Instagram

¿Cuál es tu próximo destino?