Si querés juntar un poco de dinero o tener una experiencia laboral en el extranjero mientras viajás por Nueva Zelanda, una visa de vacaciones y trabajo es una excelente opción.

A diferencia de una visa de turista que por lo general solo te permite viajar por hasta 3 meses, con una visa de vacaciones y trabajo podés trabajar, estudiar o viajar en Nueva Zelanda por hasta un año si tenés entre 18 y 30 años (o 35 para algunos países) y tenés nacionalidad de unos de los más de 30 países con convenio.

Lo bueno de esta visa es que tenés la flexibilidad de trabajar o estudiar lo que quieras, donde quieras mientras viajás por Nueva Zelanda, y también abarca cosas como pasantías y voluntariados.

Empezá por visitar la página con la información sobre la visa para ver si cumplís con los requisitos, y luego podés explorar nuestros consejos sobre vivir y trabajar en Nueva Zelanda, además de nuestra guía para mochilear.

plane Buscar y reservar vuelos